Preocupación judicial ante decisión de absolver a Martín Vizcarra de cargos de corrupción

La reciente decisión del Poder Judicial de Perú de desestimar las acusaciones de asociación ilícita y usurpación de funciones contra el expresidente Martín Vizcarra, siguiendo un pedido de la Fiscalía, ha provocado desazón entre los magistrados. La jueza encargada del caso expresó su incomodidad ante la resolución que absuelve a Vizcarra de dichos delitos relacionados con el cobro de sobornos por obras durante su gestión.

La fiscalía, liderada por Germán Juárez Atoche del Equipo Especial Lava Jato, no encontró pruebas suficientes para demostrar la participación de Vizcarra en el «Club de la Construcción» ni en colusión con funcionarios para la recepción de coimas. Esto llevó a la jueza Margarita Salcedo a archivar las investigaciones, pese a su resistencia inicial y a la falta de consenso sobre los fundamentos presentados por el Ministerio Público.

Este giro en el proceso judicial ha sido criticado por generar un precedente que podría debilitar la acusación restante de colusión agravada contra Vizcarra, cuestionando la solidez de la estrategia fiscal basada en declaraciones de colaboradores eficaces.