Joven habría pretendido ingresar a robar a la sucursal del Banco de la Nación de La Unión  

  • Fue atrapado escondido en azotea de establecimiento financiero 
  • Trabajadora de limpieza de colegio lo descubrió 

Un jovenzuelo fue descubierto escondido en la azotea de un inmueble, luego que intentara ingresar a las instalaciones del Banco de la Nación del distrito de La Unión (Dos de Mayo).  

Se trata de Roberto Carlos Aguilar Ramos, quien sorprendido en cuclillas, tratando de esconderse en unas calaminas, tras haber sido sorprendido merodeando el techo del establecimiento bancario. 

Al parecer, el sospechoso pretendió aprovechar la oscuridad de la noche, ya que dicho local no tenía vigilancia, sin embargo, no contó con ser visto por una trabajadora de limpieza del colegio de mujeres vecino.   

El hecho se suscitó en el jirón Trujillo n.º 314 del distrito de Ripán.   Cabe precisar que no se descarta que haya tenido cómplices. 

Tal como refirió la trabajadora de limpieza de iniciales, cuya identidad vamos a mantener en reserva, observó desde la institución educativa a “personas extrañas tratando de ingresar al interior del Banco de la Nación”.  

“Los agentes tras llegar al banco realizaron un minucioso rastrillaje por los alrededores e incluso ingresaron al colegio de mujeres, que colinda con dicho local bancario. También se realizó un rastrillaje por el río Vizcarra, que colinda con la parte posterior del Banco de la Nación”, narró un policía.

El personal policial continuaba buscando en los techos de ambas instituciones, cuando de pronto observó un espacio que da a un tragaluz, verificando que dicha calamina se encontraba doblada y al lado se halló a Roberto Aguilar, tratando inútilmente de esconderse.    

Administrador del banco 

El joven fue detenido tras brindar una explicación lógica sobre su presencia en la zona. Asimismo, fue llevado a la Comisaría PNP Dos de Mayo.

Minutos después, se presentó el administrador del banco, Fernando Javier Paiva Seminario (68), quien explicó que dicho tragaluz, donde se encontró al sospechoso, accede a una cocina y señaló que las personas que intentaron ingresar al banco habrían subido por la pared colindante del colegio de mujeres. 

Lugar donde efectivamente los agentes hallaron unas sillas de madera en el techo que utilizaron para bajar.

Roberto Aguilar fue puesto a disposición del fiscal adjunto Alexander Cabello Meza, quien dio inicio a las investigaciones por el presunto delito de hurto agravado.