Invasores siembran el terror en Pillao: 30 hectáreas destruidas y pobladores desplazados

Alcaldesa de Pillao pide acción urgente ante avalancha de 200 invasores cada 15 días

La alcaldesa del distrito de San Pablo de Pillao, Delia Verde Ponce, manifestó su preocupación por la invasión de tierras que viene ocurriendo en las localidades de Nueva Libertad y Vía Paraíso, donde  grupos de 150-200 personas llegan cada 15 días para tomar posesión de estas áreas. 

Según indicó, se han presentado las denuncias correspondientes ante la Fiscalía, identificando a los presuntos responsables, quienes serían liderados por Jesús Alvarado. «Existen inmensidad de hectáreas afectadas, mayormente áreas boscosas y bosques, casi 30 hectáreas han sido depredadas por los invasores», afirmó.

La burgomaestre denunció que se han visto afectadas entre 80 a 100 hectáreas de terrenos que antes eran áreas boscosas y espacios libres de la comunidad campesina. Incluso, señaló que ya se habrían depredado unas 30 hectáreas.

Denuncias

Ante esta situación, la municipalidad ha presentado las denuncias correspondientes ante la Fiscalía, identificando a 15 personas como cabecillas de este proceso invasivo. Asimismo, se coordinó con el Ministerio Público y el Ministerio del Ambiente para sus respectivas intervenciones. 

No obstante, Verde Ponce manifestó que «la respuesta no ha sido la esperada» y que se requiere una acción más rápida y contundente de las autoridades para frenar estos ataques antes de que «la sangre llegue al río». 

Y es que los pobladores afectados han tenido que desplazarse ante la quema de sus viviendas y la destrucción de sus cultivos por parte de los invasores. Incluso, en algunos operativos realizados por la Policía se registraron agresiones contra los efectivos.

Son amenazados

Por si fuera poco, el presidente de la comunidad campesina de Pillao y la propia alcaldesa han recibido amenazas por oponerse a estas invasiones ilegales. «Nos amenazan que la alcaldesa también va a asumir las cosas y se sigue metiendo en estos terrenos que no le corresponden. Pero nosotros no tenemos miedo, estamos defendiendo lo que es de nuestro distrito, nuestro territorio», afirmó.

Asimismo, informó que se está coordinando con la Municipalidad de Chinchao, de donde provienen algunos de los invasores, para buscar soluciones conjuntas. No obstante, enfatizó que se trata de «personas que no respetan las normas» y que, por tanto, merecen un castigo ejemplar.

Dato:

De no tomarse medidas drásticas, advirtió la burgomaestre, la situación podría desbordarse en este distrito huancaíno, afectando seriamente la propiedad y los medios de vida de miles de pobladores.