Continúa incertidumbre por limpieza pública en Llicua

“No aceptamos el acuerdo del Concejo Provincial,que determinó por 8 votos a favor, que la reversión de facultades de limpieza pública de la Municipalidad del centro poblado de Llicua a favor de la Municipalidad de Amarilis sea solo por un año”, expresó molesto Robinson Aguirre Casimiro, alcalde de Amarilis. Señaló que la reversión de facultades debe ser definitiva para asegurar la cobranzade la tasa municipal y no perjudicar a la población amarilense.
Robinson Aguirre indicó que solicitará la revisión del acuerdo al Concejo Provincial para que en una próxima sesión se vuelva a votar por la reversión definitiva. Si en esa nueva sesión no seaprueba, renunciará a la petición. Entre tanto, indicó que la Municipalidad de Amarilis no dará el servicio de limpieza pública de Llicua que ya lleva cinco días sin que se recojan los cúmulos de basura, que cada vez, son más grandes.
En la sesión del Concejo Provincial, la mayoría de regidores no autorizó el uso de la palabra al alcalde de Amarilis porque no lo solicitó por escrito, como ordena el reglamento; a pesar de ello intentó a viva voz que se escuche su propuesta,pero no le dieron la palabra.En votación de 8 a favor, 4 en contra y 1 abstención,se acordó entregar facultades solo por un año bajo el argumento que de esta manera se salvaguarda las expectativas de la población de Llicua que pretende alcanzar su distritalización en los siguientes años. El acuerdo también tuvo como fundamento que un año es suficiente para que el alcalde de Llicua, Marco Gutiérrez Baldeón, fortalezca su capacidad de gestión y en adelante administre el servicio que, por derecho, les corresponde.

Población
desconcertada con autoridades
Los pobladores de Llicua, presentes en la sesión del Concejo Provincial, expresaron su desconcierto con la actitud de la provincial, distrital y del centro poblado, que mientras debatían, ninguno asumió un compromiso formal para reiniciar la limpieza pública de las calles, avenidas y plazas donde los residuos sólidos se acumulan poniendo en riesgo la salud pública. Recordaron que la última vez que pasaronlos carros recolectores fue el miércoles pasado. Fueron los vehículos de la Municipalidad de Huánuco que efectuaron una jornada de limpieza pública.