Advierten que poblaciones se encuentran en riesgo de sufrir intoxicación con metales pesados

DP destaca que derrame de relaves en río Huallaga ocasionó “grave impacto ambiental” 

La jefa de la Defensoría del Pueblo, Lizbeth Yllanes, informó que los relaves mineros de la empresa Cía Minera y Concentradora MGC EIRL han alcanzado el curso del río Huallaga, lo que podría ocasionar la intoxicación por metales pesados de miles de personas que consumen y utilizan para su subsistencia las aguas de dicho río. 

Tras confirmar la contaminación de los desechos mineros en el centro poblado de Panamarca, ubicado en el distrito de San Rafael (Ambo), ocurridos la madrugada del pasado 25 de diciembre, la defensora del pueblo lo calificó como “Grave impacto ambiental”. 

En este sentido, pidió a las autoridades regionales de Huánuco y a la Autoridad Nacional del Agua (ANA) la adopción de medidas urgentes para atender las consecuencias del derrame de los relaves mineros y revertir el daño que ha causado la Cía Minera y Concentradora MGC EIRL.  

Yllanes aseguró que la falta de una adecuada atención a la emergencia habría afectado también a actividades productivas como la acuicultura y la agricultura, ocasionando la muerte de truchas y dañando varias hectáreas de cultivo, principalmente en la comunidad campesina de Cochacalla.

Asimismo, Yllanes exhortó a la Dirección Regional de Salud (Diresa) a disponer las acciones de vigilancia sanitaria del agua para consumo humano y de vigilancia epidemiológica de la población ubicada en el ámbito de influencia de las actividades mineras. 

Por otra parte, pidió a la Dirección Regional de Energía y Minas (DREM) de Huánuco disponer las acciones de fiscalización a la empresa Cía Minera y Concentradora MGC EIRL. “De ser el caso, se impongan las medidas administrativas que correspondan para evitar mayores afectaciones al ambiente”, resaltó la autoridad. 

Atención en San Rafael 

Señaló que esta situación constituye un grave riesgo de posible exposición a metales pesados por parte de la población, debido a la contaminación que podría producir en el suelo y en las fuentes de captación de agua.

Frente a este contexto, la Defensoría  exhortó a la Diresa a disponer las acciones de vigilancia sanitaria del agua para consumo humano y de vigilancia epidemiológica de la población “ubicada en el ámbito de influencia de las actividades mineras”. 

A fin de atender con prontitud cualquier problema de salud que se derive de la exposición a metales pesados o sustancias químicas, con especial atención en el distrito de San Rafael.

EL DATO

La defensora del pueblo, Lizbeth Yllanes, requirió al Gobierno Regional de Huánuco adoptar acciones para identificar las personas, cuyas actividades económicas se hayan perjudicado debido al derrame de relaves mineros. También pidió implementar medidas que permitan su reactivación económica en el corto plazo.