Adolescentes fingen secuestro para ir de juerga

Causaron zozobra a sus padres

Dos adolescentes fingieron haber sido secuestradas cuando salían de la academia Albert Einstein, donde vienen preparándose,  aparentemente para irse a tomar a un parque junto con otros amigos. El insólito hecho ocurrió ayer en horas de la tarde.

Los padres de familia muy desesperados llegaron al Departamento de Investigación Criminal (Depincri) y entre llantos narraron que su hija de iniciales M. S. D. (16) y sobrina N. I. D. A. (16)  fueron secuestradas por sujetos a bordo de un automóvil.

A esa conclusión llegaron, luego de que una de las adolescentes llamara por teléfono a su madre, padre y cuñado solicitando ayuda, argumentando que se encontraban secuestradas, encerradas en un lugar oscuro.

““Mamá, ayúdame, sácame de acá, no sé dónde estoy, no puedo caminar” me dijo mi hija por teléfono, y las dos están llorando ahí”, contó la madre de familia entre llantos.

En la llamada, la adolescente habría indicado también que cuando salía de la academia al promediar 12:30 p.m. dos sujetos les taparon los ojos y la boca y las subieron a un automóvil, pocos minutos después perdieron la conciencia y despertaron en un lugar oscuro.

Asimismo, refirió que no podía caminar y se encontraban como borrachas, y que a su prima ya le habían quitado el celular; mientras que ella, el equipo, lo tenía escondido entre sus partes íntimas para que no la descubran.

Sin embargo, seis horas después, al promediar las 6:00 p. m., llegaron solas a la comisaría de Huánuco, cuyos agentes se comunicaron con los policías del Depíncri para informar de la presencia de las adolescentes.

Ya en la dependencia policial, las menores habrían confesado que no habían sido secuestradas, sino que estuvieron libando junto a otros amigos en un parque.