Padrastro fue denunciado por presunta violación sexual a menor

Directora y psicóloga de institución educativa alertaron a autoridades del abuso

Un padrastro, identificado como Yder José C. P., fue denunciado por la presunta comisión del delito de violación de la libertad sexual, en la modalidad de tocamientos, actos de connotación sexual o actos libidinosos y violación sexual de menor de edad.  

Según la denuncia, el sospechoso habría realizado tocamientos indebidos, besado a la fuerza y ultrajado sexualmente a su hijastra de solo 13 años. Dichos abusos ocurrieron desde que tenía nueve años de edad, sin embargo, la menor no dio aviso a las autoridades por temor.   

El terrible hecho fue alertado por la directora de la institución educativa donde estudia la pequeña, quien inmediatamente informó a la Fiscalía de Familia para que realice una exhaustiva investigación y proteja a la menor ante posibles represalias. 

La agredida contó que el 23 de diciembre del 2021, al promediar 4:00 p. m., su padrastro la besó a la fuerza, tocó sus partes íntimas y la agredió sexualmente. 

Los abusos habrían ocurrido en una urbanización del distrito de Amarilis, donde vive con su madre y el presunto violador.

La pequeña manifestó a la psicóloga del colegio que no contó a su madre por temor a que no la creyera, asimismo, resaltó que quería denunciar a su padrastro, pero no sabía cómo hacerlo.

Asimismo, la menor fue sometida a las pericias del médico legista, los cuales arrojaron que la escolar presenta desfloración himeneal antigua. Lo que corroboraría el abuso sexual.

La fiscalía ya inició con las investigaciones para saber la forma y circunstancia en que la menor fue víctima de tocamientos indebidos y abuso sexual por parte de la pareja de su madre. 

Heladero fue evacuado al hospital Arzobispo Loayza de Lima

Asimismo, precisar la cantidad de veces y cuándo se dieron  los abusos. A fin de reunir los elementos probatorios que se necesita el Ministerio Público para que formalice la acusación contra Yder José. 

No obstante, de confirmarse la agresión sexual contra la menor, el presunto agresor sexual podría ser sentenciado a cadena perpetua. El caso también viene siendo atendido por otras entidades del estado, para garantizar la salud de la escolar.