Irregularidades millonarias en Playa Tingo: alcalde anuncia acciones y cambios

Alcalde asume responsabilidad política: «No es justo que esto después repercuta hacia mi persona»

El reciente informe de la Oficina de Control Interno (OCI) sobre el proyecto de servicios en Playa Tingo ha encendido las alarmas en la Municipalidad Provincial de Leoncio Prado. La OCI detectó tres hitos críticos con observaciones que la comuna busca subsanar antes de liquidar la obra para evitar futuras denuncias penales. 

«Pretendemos cobrarle a la empresa más de 150 mil soles entre supuestos metrados pagados no ejecutados y penalidades no cobradas», afirmó el alcalde Max Hernández. 

Asimismo, Max Fuente agregó: «pretendemos superar todas las observaciones que ha hecho la OCI porque si pagamos la liquidación sin tener en cuenta las observaciones que son en este momento tema informativo, mañana se convierte en una denuncia penal». 

Esta situación recurrente donde la supervisión da inicialmente el visto bueno para luego encontrar irregularidades preocupa a las autoridades. «Es un tema que tenemos que mejorar», admitió el burgomaestre.

La OCI observó metrados pagados no ejecutados y penalidades no cobradas. Al respecto, el alcalde señaló: «es un tema que tenemos que mejorar paulatinamente».

Hernández anticipó la apertura de procesos administrativos sancionadores contra los funcionarios involucrados. Y también el equipo técnico que recibe la obra. “Definitivamente (…) hemos ya hecho cambios. Hay un nuevo gerente de infraestructura este año”, el Ing. Quetzal Malpartida ha sido designado en ese cargo.

Responsabilidad administrativa

Sobre la responsabilidad administrativa, Fuente dijo: «Los funcionarios, yo creo que a consecuencia de esto vamos a tener seguramente que tener que efectuar procedimientos administrativos sancionadores porque no es justo pues que todo esto después repercuta hacia mi persona».

El alcalde también mencionó falencias en la supervisión: «Miren es un poco complicado porque ponemos una empresa supervisora para que haga la chamba pero cuando resulta cierre todo aparentemente está todo conforme y después de se ponen a revisar la documentación, total, oye, no han cobrado penalidades».

Dato:

Ante esta situación, el municipio planea retener parte de la liquidación a la empresa contratista para resarcir las irregularidades. Además, se prevén cambios en el equipo técnico y medidas para mejorar la supervisión en futuras obras.