HISTORIAS QUE JUEGAN CON EL TIEMPO DE NUESTRO FOLKLORE

Por: Willie Morón Fonseca

Nuestro patrimonio nos inspira afirmar su importancia con un gran valor de saber estas interesantes reminiscencias que nos sitúa en un lugar especialísimo de nuestros corazones en el maravilloso y brillante filón de nuestras tradiciones populares. Creemos que nuestra obligación rescatar del olvido esta interesante producción cultural como las supervivientes pavesas del inagotable fuego de la historia. Posee una mirada positiva y alentadora sobre nuestro folklore.
“Manifestaciones espontáneas de un pueblo” El folklore es sinónimo de tradición popular, es decir, del conocimiento del pueblo que se trasmite de generación en generación; extraordinario conocimiento de los diferentes campos de la vida, extraídos de la rica experiencia a través del tiempo, conocimientos de geografía, historia, sociología, psicología, literatura, ecología (identidad con la naturaleza). Esta es una luz que alumbra hasta los actuales momentos.
“Orgullosos de nuestra cultura” Gracias a ello, muchas veces habrás oído decir a alguien, con orgullo. “El Perú es un país de mil culturas”. Tenemos mayor riqueza que otros países como sus bailes que traspasan fronteras. La tradición cuaja en el tiempo y no de noche a la mañana.
El 22 de agosto de cada año recordamos el “Día mundial del folklore” etimológicamente, viene de las voces “folk” y “lore” usado por William J. Toms por primera vez en 1846. Folk, quiere decir pueblo y Lore, ciencia. Es decir, saber del pueblo. El significado verdadero de folklore en nuestro país es ciencia y arte del pueblo. Parte importante de esta rica tradición es el arte en sus diferentes formas: música, danzas, artesanías, una más que otras marcadas con el sello de los tiempos y otras que han ido desarrollándose ostensiblemente sin perder sus esencias.
Estas artes, de por si importantes en su connotación estética, nos traen además su significado histórico. Entre las más bellas manifestaciones culturales del Perú están las danzas populares de cada región como estas. Es pues el legado de un pueblo en sus esencias trascendentes. Hay algunas tan famosas que atraviesan sus lugares de origen y se bailan en muchas partes del Perú.
Dice la tradición. En el denominado folklore de la capital minera del Perú, se aprecia su muliza y su huaino, música que es parte de la vida del minero por que mediante ella el trabajador puede manifestar, su alegría y tristeza. Y la magia religiosa andina con milenios de años en la historia.
“El folklore es el legado genuino de un pueblo” La tradición popular o folklore del Perú, es la tradición andino-amazónica-costeña popular. Hay bailes que traspasan fronteras, la marinera es una de nuestras danzas típicas, como los “Negritos” – Huánuco, “La chunguinada” de Cerro de Pasco, danzas folklóricas o bailes típicos más conocidos. El folklore es rico, es el árbol añoso que siempre reverdeció, pero ahora lucha para no asfixiarse, es aquel ser mitológico, sabio y viejo.
“El folklore no se detiene, es un proceso largo como cualquier tradición donde el tiempo, el espacio y el pueblo son insustituibles” Bailes que traspasan fronteras, el huaino es la máxima expresión como uno de los bailes típicos más conocidos de los andes peruanos. Actualmente el huaino goza de un gran prestigio popular. La energía de sus danzantes, el colorido de sus trajes y su contagiosa melodía pueden ser algunas de las claves de su éxito local e internacional.
“Las tradiciones constituyen algo importante” El Perú lleno de tradiciones: “Orgullosos de nuestro folklore” Dos importantes regiones: Huánuco, y Pasco como pocos pueblos originarios de la humanidad, son un pueblo que sin ser perfectos, lograron un extraordinario desarrollo en los diversos aspectos de su vida económica, social, política y espiritual, llena de valores como la honestidad, la laboriosidad, la solidaridad, la bondad, la transparencia, la veracidad, la identidad con la naturaleza, etc. Y es innegable el avance que tuvo en la agricultura, ganadería, minería, astronomía, orfebrería, alfarería, gastronomía, sociología, ecología, educación, religiosidad,…
Es ciencia, opuesto que sirve como base para estudiar las características sicológicas de las personas, grupos de personas, pueblos y regiones. Muchas veces desde sus orígenes. El arte, puesto que en ellas se demuestran las virtudes, la disposición y habilidad para hacer o cultivar algunas de las manifestaciones del saber del pueblo. Una tradición ancestral, conservadora de que es una de las características del folklore, el anonimato, es decir no tiene amor. Aunque en estos últimos años se ha considerado el autor, en algunas de sus facetas, por ejemplo: en la música para establecer sus derechos de autor y se encuentre protegida por las leyes.
El folklore con muchísimas expresiones tiene muchas facetas: el canto, la música, la danza. Los apodos menos los seudónimos las vestimentas, los potajes, las leyendas, los mitos, las tradiciones, las creencias, las costumbres, las supersticiones, las artesanías, las anécdotas, los chistes, los cuentos, las fiestas, etc. Y todo lo que sea producido auténticamente por el pueblo.
“La vivencia social” En nuestro medio el folklore cobra especial atención debido al turismo que se ha incrementado en estos últimos meses. Difundir nuestro folklore en todas sus facetas es brindar al turista una idea completa del sentir de nuestros pueblos. No dudamos del beneficio para todo joven inteligente y emprendedor el recordar de las cosas y vivencias ya realizadas.